junio 16, 2017 Información actual

Los síntomas de la rotura y la contractura muscular son muy similares: una sensación de que la vaina de fibras se “encoge”, a la vez de que quema, y, normalmente, no puedes seguir corriendo. Pero pueden dar lugar a equivocaciones.

 

¿CUÁL ES LA DIFERENCIA?

En el caso de la contractura, el músculo simplemente se encoge, se forma una bola, pero no hay rotura fibrilar. Es lo que suele suceder tras una sobrecarga producida por un exceso de entrenamiento, y, con una o varias sesiones de masaje, esa contractura se suele “rebajar”.

Si, por el contrario, esa contractura es muy pronunciada, tal vez necesites cuatro o seis días de reposo, para que el fisioterapeuta pueda empezar a trabajar sobre ella, ya que en un primer momento, si la inflamación es muy grande, te dolería mucho, y por ello, en casos así, es mejor dejar unas horas para que dicha inflamación se rebaje.

Durante este espacio de tiempo es bueno el que, si puedes, vayas rodando suave. Así se incrementa la circulación sanguínea, el músculo entra en calor y el hematoma se suele rebajar.

¿Y SI HAY ROTURA?

Por el contrario, si hay rotura, quiere decir que por algún punto el músculo se ha roto, y un numero de fibras se ha “cortado”. En este caso el trabajo de masaje también es importante, normalmente al partir del segundo o tercer día, pero el atleta ha de asumir que no podrá correr hasta pasadas tres, cuatro o incluso cinco semanas, en función de grado de rotura fibrilar que haya padecido.

Diferencias entre contractura y rotura

Los síntomas de la rotura y la contractura muscular son muy similares: una sensación de que la vaina de fibras se “encoge”, a la vez de que quema, y, normalmente, no puedes seguir corriendo. Pero pueden dar lugar a equivocaciones

 

¿CÓMO DEBES RECUPERARTE?

Con masajes, desde el momento en que tu fisioterapeuta o tu masajista te lo aconseje, y con el binomio “frío-calor”, para que el flujo sanguíneo se revitalice y la inflamación se reduzca.

Deberías ponerte hielo sobre la zona afectada varias veces al día, por espacio de 10 minutos (a partir de ese tiempo el efecto positivo empieza a descender), y, posteriormente, puedes ponerte pomada antiinflamatoria o, en el mejor de los casos, árnica. Eso sí, el hielo no te lo pongas directamente sobre la piel. Ponte una bosla o un trapo entre el hielo y la piel para evitar quemaduras.

Es importante que no olvidemos cuál es la mejor medicina: la prevención. Por eso, cuando no tengamos lesiones, es importante que nos acordemos de estirar antes y después de cada entrenamiento, así como de ir al masajista, si es posible, una vez a la semana, o, cuanto menos, una vez cada dos, para que lleve acabo la preceptiva “descarga” muscular.

Y, sobre todo, debes tener paciencia. Las lesiones son parte de la vida del deportista, como lo son los récords, los fracasos, las malas carreras, las buenas, las victorias personales, etc.

En definitiva, en la vida del atleta, como en cualquier otro parámetro de nuestra existencia, hay momentos buenos y malos.

INFORMATE EN CLÍNICA ZAFRILLA SERVICIOS MÉDICOS
PARQUE DE LA CONSTITUCIÓN Nº 5 B YECLA (MURCIA) 30510
TELF 968790891 / WHATSAPP 651820665
zafrism@teleyecla.com       
www.clinicayecla.es



 

Seguro que nadie ha pasado por alto en los juegos olímpicos las marcas que mostraba Michael Phelps tras haber recibido un tratamiento mediante ventosas, o cupping. Tras esta aparición, muchos pacientes han querido probar esta técnica, muchos fisioterapeutas se han formado en ella y otros muchos otros la desechan por falta de evidencia científica. ¿Existen estudios que muestren su eficacia? ¿Aunque no los existan, producen beneficios o es sólo un placebo? ¿Presentan riesgos si no se aplican correctamente? Vamos a hablar de ello.

 

 

EN QUÉ CONSISTE EL CUPPING

El “cupping” o la terapia con ventosas, se utiliza en la medicina tradicional china y data de más de 2000 años de antigüedad. El mecanismo de acción no está claro, pero algunos investigadores sugieren que la colocación de las ventosas en puntos concretos de la piel, produce una succión que provoca hiperemia o hemólisis, con resultados terapéuticos.

Según la medicina tradicional china, estos puntos donde se colocan las ventosas son los puntos Ashi, y existen diferentes métodos de aplicación. El método tradicional se realiza encendiendo un trozo de algodón, que se coloca en una ventosa de vidrio, produciendo una combustión de oxígeno que genera un vacío, succionando la piel. En la terapia occidental, los fisioterapeutas utilizan ventosas de plástico con una válvula. Los modos de aplicación son los siguientes:

Ventosas fijas (retained cupping): se fija la ventosa de 3’ a 5’sobre puntos específicos para tratar aquellos puntos reflejos viscerales, así como para el tratamiento muscular.

Masaje con ventosa (moving cupping): se aplica aceite para favorecer el deslizamiento de la ventosa, realizando un masaje con un objetivo circulatorio.

Ventosa rápida (flash cupping): se colocan las ventosas produciendo el vacío y se retiran de inmediato (3´´-4´´).

Sangrado con ventosa (needing cupping):  Se pincha la piel en una zona congestionada o inflamada, y se coloca la ventosa provocando un pequeño sangrado.

El tiempo de aplicación depende de la tolerancia que existe en el tejido. Las reacciones que provoca son poco frecuentes pero normales en el tratamiento: hematomas o marcas circulares.

¿QUÉ EFECTOS FISIOLÓGICOS PRODUCE EL CUPPING?

Si observamos la información en la red, de profesionales y formaciones en fisioterapia, podemos ver que los beneficios que tiene la terapia del cupping son los siguientes:

Aumento de la circulación sanguínea y linfática

Disminución del dolor

Aumento del metabolismo

Aumento de la nutrición y oxigenación tisular

Hiperemia local

Depuración

Liberación miofascial

Efecto relajante muscular. Disminución del dolor musculoesquelético

Disminución de la inflamación

Muchos de estos beneficios son vistos en la práctica clínica y confirmados por los pacientes, pero debemos consultar la literatura científica para comprobar si es un efecto placebo o realmente esta técnica es tan efectiva.

¿QUÉ NOS DICE LA EVIDENCIA CIENTÍFICA?

 

Los estudios muestran que la aplicación de ventosas para el dolor de espalda es efectiva, mediante el mecanismo de congestión e interrupción de la circulación sanguínea, deteniendo los procesos inflamatorios. Otros estudios postulan que el cupping podría dirigirse al sistema nervioso autónomo y ayudar a reducir el dolor. Los resultados de la más reciente revisión sistemática muestran efectividad para tratar disfunciones como el herpes zóster, acné, parálisis facial y espondilosis cervical.

La técnica de ventosas combinada con otros tratamientos muestran resultados positivos, y su bajo  coste,  su  fácil  aplicación  y  sus  escasos efectos adversos, hacen de esta técnica un tratamiento de elección para el manejo del dolor. No muestra interacciones combinada con otras terapias y los efectos secundarios derivados son muy bajos.

De manera similar a la acupuntura, el cupping está basado en canales energéticos (meridianos) y puntos de acupuntura. Pero, desde el punto de vista de la medicina occidental, existe poca evidencia. Las revisiones sistemáticas, incluso realizadas por profesionales de la medicina tradicional china, sugieren que se debe investigar más para estandarizar los protocolos: tipos de ventosas, número de sesiones y frecuencia, etc.

 

Todos los autores concluyen en que los resultados no son significativos como para afirmar conclusiones, y es necesario continuar en la línea de investigación para elaborar conclusiones definitivas.



LA INFLUENCIA DEL DEPORTE EN LOS NIÑOS

El deporte ayuda a los niños a desarrollarse tanto física como mentalmente. La actividad física debería formar parte de su día a día, ya que los beneficios físicos son múltiples: les ayuda en el desarrollo psicomotor y a relacionarse, les enseña a seguir unas reglas, a trabajar en equipo, a reconocer la importancia del esfuerzo personal y a ponerse metas.

Debemos dejar que el niño elija el deporte que les guste. Es normal que a veces se vean influidos por sus amigos o algún deportista que salga en los medios de comunicación, y de mano desde muy pequeños se ven sobreinfluidos por el deporte rey en nuestro país, el futbol, pero debemos dejar que ellos mismos decidan de verdad si va a ser su deporte definitivo, o se decantan por algo más personal y que de verdad les llene y les ayude en todos los niveles de formación.

Hay que tener en cuenta que le vendría mejor al niño, si un deporte individual o en equipo. Un niño tímido, por ejemplo, se puede beneficiar de un deporte en equipo, que le ayude a relacionarse con los demás; por el contrario, un niño muy activo le va mejor un deporte individual que le ayude a concentrarse, pero es muy importante priorizar la diversión y el aire libre

Los niños siempre se fijan en las personas significativas que tengan más cerca, ya que estos serán los espejos en que mirarse, y ayudarles a ver objetivamente sus puntos fuertes y débiles, para de esta manera ver que necesitan mejorar. Hay muchas cosas que se pueden enseñar, como solidaridad, motivación, compañerismo, afán de superación y sobre todo aprender a saber perder. Pero al final lo más importante es que ellos se diviertan y disfruten con lo que hacen.

Aun que cada día son más los investigadores y expertos que defienden la práctica deportiva como capaz de aportar importantes beneficios físicos, psicológicos y sociales y su capacidad para la educación total de la persona, por otro lado, a pesar de atribuirse al deporte tantos beneficios, son pocas las personas que mantienen un estilo de vida activo y perdurable a lo largo de su vida adulta.

Pero debemos recordar que los niños de hace 20 años, jugaban todo el día al aire libre, montaban en bicicleta, hacían deporte y con sus juegos inventados por ellos mismos, creaban su propia forma de divertirse; porque los niños de antes se movían mucho, y su mundo era natural y sencillo.

Hoy en día las tecnologías han avanzado con tal rapidez que la vida de los niños ha cambiado radicalmente, hasta tal fin de que llevan una vida totalmente sedentaria, poco aire libre y en el 75% de los hogares el niño tiene su televisor en su habitación, su ordenador, consola, teléfono móvil etc. Con lo cual recurren a la tecnología para la mayor parte de sus juegos, lo cual reduce los retos para su creatividad y su imaginación.

La influencia de la tecnología y sus rápidos avances influyen en el desarrollo del niño, incluso en un aumento de los trastornos físicos, fisiológicos y de conducta.

Por todo ello, no debemos olvidar nunca los cuatro factores importantes para el buen desarrollo saludable del niño que son el movimiento, el tacto, la conexión humana y el contacto con la naturaleza. Los niños pequeños necesitan dos o tres horas al día de juegos activos para adquirir una buena estimulación sensorial, porque la naturaleza y el espacio verde no solo ejercen una influencia tranquilizadora sino que restablecen la atención y fomentan el aprendizaje.

Todo esto no quita que estén al día de todos los avances de la tecnología, pero siempre respetando esas horas reservadas al espacio natural y en concreto al deporte al aire libre.

CONCHI BASILIO

INFORMATE EN CLÍNICA ZAFRILLA SERVICIOS MÉDICOS
PARQUE DE LA CONSTITUCIÓN Nº 5 B YECLA (MURCIA) 30510
TELF 968790891 / WHATSAPP 651820665
zafrism@teleyecla.com       www.clinicayecla.es


paracetamol.jpg

¿Qué me tomo, Paracetamol o Ibuprofeno?

 

Empiezo por deciros que ambos, son los analgésicos más comunes, y en demasiadas ocasiones se usan para lo mismo, aunque realmente son medicamentos diferentes y funcionan de forma diferente.

El paracetamol:

El paracetamol es un analgésico y antipirético, y se usa para reducir el dolor y la fiebre.

El uso común del paracetamol suelen ser dolores típicos como el dolor de cabeza, dolor de muelas, quemaduras o fiebre. Además tiene efectos secundarios mínimos, por lo que es seguro su uso en adultos y niños. Puede llegar a ser tóxico, pero necesita unas 10 veces la cantidad normal recomendada para llegar a tal punto.

Puede tomarse de forma segura junto a otros medicamentos, como los antibióticos u otros fármacos usados en el resfriado común, como los antitusígenos (medicamentos para reducir o mejorar la tos), y necesita entre 45 y 60 minutos para hacer su efecto tras la primera dosis, hay que ser pacientes. Además, su efecto sobre el dolor dura unas cuatro horas.

Como no es antiinflamatorio, el dolor asociado a inflamación o lesiones corporales no se reducirá de forma tan efectiva, en comparación al ibuprofeno.

El paracetamol no lesiona al estómago, pero puede afectar al hígado, por lo que su uso en personas con problemas hepáticos no es recomendado.

El Ibuprofeno:

El ibuprofeno es analgésico, antipirético y antiinflamatorio y puede usarse en casos de dolor asociado a inflamaciones o lesiones corporales, además de situaciones con fiebre alta.

En el caso del ibuprofeno con arginina, como es el caso del Espidifen, este actúa hasta 3 veces más rápido, ya que la arginina es un aminoácido que acelera la absorción del ibuprofeno.

Es más eficaz en dolores musculares y lesiones corporales donde existe una inflamación como factor clave, y al contrario que el paracetamol, tiene efectos secundarios negativos como el malestar estomacal o el aumento del riesgo cardíaco en aquellas personas que ya sufren alguna enfermedad del corazón previa.

En este último punto podemos observar en todos los prospectos de ibuprofeno advierte lo siguiente:

“…se pueden asociar con un moderado aumento del riesgo de sufrir ataques cardiacos (“infartos de miocardio”) o cerebrales. Dicho riesgo es más probable que ocurra cuando se emplean dosis altas y tratamientos prolongados. No exceda la dosis ni la duración del tratamiento recomendado.
Si usted tiene problemas cardiacos, antecedentes de ataques cerebrales, o piensa que podría tener riesgo para sufrir estas patologías (por ejemplo, tiene la tensión arterial alta, sufre diabetes, tiene aumentado el colesterol, o es fumador) debe consultar este tratamiento con su médico o farmacéutico.
Asimismo este tipo de medicamentos pueden producir retención de líquidos, especialmente en pacientes con insuficiencia cardiaca y/o tensión arterial elevada (hipertensión).”

El ibuprofeno, si se toma de forma diaria durante más de dos semanas consecutivas, puede agravar situaciones como úlceras estomacales o quemaduras en la mucosa intestinal, por lo que debe tomarse junto a alimentos, por sus efectos a nivel estomacal.

 

El ibuprofeno hace efecto a los 30 minutos de la primera toma, y puede durar hasta seis horas después (en comparación a los 45-60 minutos de espera del paracetamol y las 4 horas de este), y al tratarse de un antiinflamatorio puede interactuar con el sistema de coagulación sanguínea, dando lugar a que los pacientes con heridas grandes o hemorragias importantes no se curen correctamente. El paracetamol no tiene efectos a este nivel, por no ser antiinflamatorio.

El paracetamol y el ibuprofeno reducen el dolor y la fiebre, aunque el ibuprofeno es más rápido, más potente (por ser antiinflamatorio) y dura más tiempo, pero también tiene más efectos secundarios que el paracetamol. Ambos son seguros, pero no deben usarse a la ligera.

 

Cualquier duda consultar con vuestro médico de cabecera. Espero que os sirva.

Fernando Santa Isabel

 

 


LA-ENFERMEDAD-DE-CROHN.jpg

La enfermedad de Crohn es una patología que causa la inflamación de diferentes localizaciones del tubo digestivo. Pertenece al grupo de enfermedades inflamatorias intestinales (EII). Normalmente la inflamación se produce en el íleon, que es el extremo inferior del intestino delgado que se comunica con el principio del intestino grueso, aunque también puede afectar a cualquier otra parte del tubo digestivo, incluidos la boca o el ano.

La enfermedad de Crohn es crónica y no tiene cura. La patología no sigue una línea de evolución determinada, sino que los síntomas pueden aparecer de forma aguda, causar graves molestias y remitir en cualquier momento; en algunas ocasiones, pueden pasar largos periodos de tiempo sin que los síntomas se manifiesten. Aunque la enfermedad puede aparecer en cualquier momento de la vida, es más común entre las personas de 15 a 35 años.

Causas

La causa exacta de aparición de la enfermedad de Crohn se desconoce, aunque sí se sabe que la afección se presenta debido a un trastorno autoinmunitario que se produce cuando el propio sistema ataca al tejido corporal sano del tubo digestivo. Cuando estas partes son atacadas, las paredes intestinales se inflaman.

Aunque se desconozca el porqué de este trastorno del sistema inmunitario, existen una serie de factores de riesgo que podrían condicionar su aparición:

  • Factores genéticos: En la actualidad se cree que uno de los factores que pueden determinar el desarrollo de la enfermedad de Crohn están en la genética, es decir, que tiene un componente hereditario.
  • Problemas del sistema inmunológico: En algunas ocasiones, el sistema inmunitario puede reaccionar de forma exagerada contra bacterias cuya presencia en el intestino es normal; esto provocaría que el sistema inmune atacara el tubo digestivo.
  • Factores ambientales: Como la alimentación, la higiene, agentes infecciosos, tabaquismo o, incluso, la alimentación materna durante el embarazo y algunas infecciones desarrolladas en la infancia.

Los síntomas pueden ser:

  • Dolor y cólicos abdominales.
  • Diarrea, que puede estar acompañada de sangre.
  • Fiebre.
  • Falta de apetito.
  • Hinchazón.
  • Pérdida de peso.
  • Sensación frecuente de necesidad de defecar, aunque ya se haya evacuado, lo que acarrea cólicos, dolor y esfuerzo.
  • Estreñimiento.
  • Aparición de fístulas (conducto anormal que comunica órganos con el exterior o con otros órganos).
  • Dolor articular.
  • Úlceras bucales y/o cutáneas.

La enfermedad de Crohn puede afectar a varias localizaciones del tubo digestivo, presentando una sintomatología diferente:

  • Ileítis: Cuando la patología afecta al íleon o parte final del intestino delgado. Causa dolor en la zona abdominal inferior derecha, que puede agravarse tras la ingesta de alimentos o la evacuación (sobre todo si se presenta en forma de diarrea). Puede causar la aparición de fístulas y estenosis.
  • Colitis: Se produce cuando la enfermedad afecta al intestino grueso y no al delgado. Puede afectar a una o varias partes del mismo. Sus principales síntomas son pérdida de peso, fiebre, inflamación articular, manifestaciones oculares y cutáneas, y desarrollo de enfermedad perianal.
  • Íleo-colitis: En este caso, la enfermedad de Crohn afecta al íleon del intestino delgado y a las zonas del intestino grueso más próximas. Es la localización más frecuente de la patología. Suele provocar dolor abdominal, diarrea, fiebre, obstrucción intestinal y fístulas.
  • Gastrointestinal alta: Afecta a partes del intestino delgado próximas al íleon, como el duodeno y el yeyuno, y al estómago. Es la localización menos frecuente y suele presentarse de forma conjunta con alguno de los tipos o zonas anteriores. Sus manifestaciones más frecuentes comprenden dispepsia y vómitos.

Tratamientos

No existe un tratamiento específico para curar la enfermedad de Crohn, sino que lo más habitual es tomar fármacos que ayuden a aliviar los síntomas. Los medicamentos que se suelen utilizar en estos casos son corticoesteroides y antiinflamatorios; en personas que sufren una enfermedad anal se recomiendan fármacos con efectos en el sistema inmunitario. En algunas ocasiones, las consecuencias de esta patología pueden forzar una intervención quirúrgica, como sucede en casos de fístulas, obstrucción o perforación del intestino, o hemorragia excesiva. La cirugía tiene el objetivo de extirpar la parte dañada del intestino grueso o delgado, aunque en casos determinados es necesario extirpar la totalidad del intestino grueso. En otras ocasiones también es necesario practicar una ileostomía (desvío de las heces fecales hacia el exterior a través de una abertura del íleon). Aunque el tratamiento inicial siempre pasa por el uso de fármacos, la Sociedad Americana de Cirujanos de Colon y Recto destaca que la cirugía acaba siendo necesaria en el 75 por ciento de los casos.

Aunque los fármacos son necesarios para poder mantener la calidad de vida, una parte del tratamiento de la enfermedad de Crohn pasa por el autocuidado, en concreto por seguir una alimentación adecuada. No existen estudios que recojan dietas específicas para  esta patología, sin embargo, algunos alimentos y hábitos alimenticios pueden servir a la hora de paliar sus síntomas:

  • Evitar el consumo de alimentos que pueden producir gases: Eliminar de la dieta productos como las legumbres y otros alimentos que tienen tendencia a provocar gases y flatulencias mejora el pronóstico de la enfermedad.
  • Realizar pequeñas ingestas a lo largo del día: En estos casos, lo recomendable es hacer más comidas al día con pocas cantidades de alimento, con el objetivo de evitar digestiones pesadas.
  • Beber mucha agua: También se recomienda hacerlo en pequeñas cantidades.
  • Restringir o evitar alimentos ricos en fibra: Intentar evitar la ingesta de nueces, semillas, salvado de trigo, avena y otros productos que contengan fibra.
  • Evitar la ingesta de grasas: Los alimentos ricos en grasas, como algunas salsas, los fritos, la mantequilla, etcétera, no son recomendables en casos de enfermedad de Crohn.
  • Reducir el consumo de productos lácteos: Algunas personas tienen problemas para digerir los productos lácteos, como la leche o el queso, relacionados con la tolerancia a la lactosa; sufrir enfermedad de Crohn agravaría sus síntomas.

El estrés es otro de los factores que tienden a empeorar los problemas digestivos, por lo que es recomendable manejarlo y reducirlo en el caso de sufrir enfemedad de Crohn.

Fernando Santa Isabel

Para más información en ACCU

INFORMATE EN CLÍNICA ZAFRILLA SERVICIOS MÉDICOS
PARQUE DE LA CONSTITUCIÓN Nº 5 B YECLA (MURCIA) 30510
TELF 968790891 / WHATSAPP 651820665
zafrism@teleyecla.com       www.clinicayecla.es



 ¿Qué es la punción seca?

La Punción Seca es una técnica semi-invasiva que utiliza la punción con agujas de acupuntura para el tratamiento de la afección músculo-esquelética conocida como Punto Gatillo, culpables del síndrome de dolor miofascial, este síndrome provoca dolor ya sea directamente en el músculo afectado o en las zonas de dolor referido (a distancia), y debilidad muscular, estas zonas fueron recogidas y descritas por los doctores Travell y Simons, que además plantearon diferentes estrategias de tratamiento tanto instrumentales (mediante una aguja) como manuales, mediante técnicas de estiramiento y spray frío o presión, así como recomendaciones para evitar que estos puntos gatillo vuelvan a estar activos.
En esta técnica, la aguja se introduce sobre el punto gatillo buscando su presión y su contracción para que el punto gatillo deje de liberar acetilcolina, y así deje de producir dolor. En este texto se intentará dar al lector una idea global de la técnica y de su utilidad para ayudar a curar procesos inflamatorios y contracturas del sistema muscular.
Punción seca del punto gatillo miofascial
El Punto Gatillo es un punto de dolor exquisito y de actividad constante dentro de una banda tensa palpable situada en el músculo-esquelético. Éste se caracteriza por la liberación continua del neurotransmisor acetilcolina, lo que va a impedir que esas fibras se relajen. Esto a su vez va a generar isquemia o falta de llegada de sangre, y por tanto, dolor que se va a irradiar y se va a extender.
Los puntos gatillo tienen unas características concretas ampliamente estudiadas y pueden ser de diferentes tipos o estar en diferentes estados, estos puntos pueden aparecer por diversas causas, como por ejemplo una corriente fría que afecta directamente al músculo, un movimiento repetitivo (atornillar o desatornillar por ejemplo), mantener el músculo durante largo tiempo en una posición acortada, una continua contracción en desventaja mecánica como cuando una retracción de un músculo obliga a sus contrarios a una contracción extra, un golpe o incluso una inyección.
Diferentes tipos de puntos gatillo
Como ya hemos dicho los puntos gatillo pueden ser de diferentes tipos o estar en diferentes estados, a continuación enumeraremos y explicaremos brevemente cada uno de ellos, al menos los mas importantes:
• Punto Gatillo activo: Es siempre doloroso y tiene una respuesta de espasmo local a la presión, no permite el estiramiento completo del músculo y lo debilita, y además reproduce el dolor del paciente
• Punto Gatillo latente: Solo duele cuando es palpado tiene el resto de características que el activo menos el dolor espontáneo.
• Punto Gatillo central: Íntimamente relacionado con las fibras musculares que no funcionan bien se localiza cerca del centro de la fibra muscular.
• Punto Gatillo clave: Responsable de la activación de uno mas puntos gatillo satélites debido a su ubicación, su dolor referido o su función, cuando este se desactiva los satélite también.
• Punto Gatillo satélite: El activado por un punto gatillo clave.
• Punto Gatillo primario: Es el activado por un movimiento repetitivo o por una sobrecarga aguda o crónica sin que medie otro músculo en su activación.
¿Cuales son los principios de la punción seca?
• La Punción Seca consiste en el uso de una aguja de acupuntura directamente sobre el Punto Gatillo, esto va a producir la desactivación del Punto Gatillo y se la denomina de éste modo para distinguirla de otras técnicas invasivas en las que se infiltra algún tipo de sustancia.
• No se conocen bien sus mecanismos de acción, pero representa una de las técnicas más eficaces de tratamiento del Punto Gatillo Miofascial, sobre todo cuando se combina con otras técnicas fisioterápicas y posee también una importancia diagnóstica.¿Podemos diagnosticar utilizando la punción seca?
• Aunque el dolor referido no es considerado un criterio diagnóstico, resulta muy valioso cuando se obtiene, en especial para diferenciar un Punto Gatillo Activo de uno Latente.
• La provocación del dolor referido puede obtenerse de múltiples formas, generalmente con estímulos que supongan una deformación mecánica del Punto Gatillo irritable; como la compresión, la contracción o el estiramiento. Pero, ninguno de estos métodos puede provocar el dolor con la misma facilidad que lo hace la Punción Seca.
• La aguja puede considerarse una herramienta palpatoria de prolongación de los dedos del fisioterapeuta, gracias al denominado efecto “varilla”. Esto permite apreciar cambios en la firmeza de los tejidos atravesados por la aguja, e incluso sentir si la aguja ha acertado o no.
Razones para el fracaso del tratamiento de los puntos gatillo mediante punción seca
La punción seca se ha mostrado como una técnica muy válida a la hora de tratar los puntos gatillo y el dolor y disfunción miofascial ( de los músculos), sin embargo, como todas las técnicas tienes unos porcentajes de fracaso que es importante conocer, los doctores Travell y Simons enumeraron diez razones para el fracaso del tratamiento invasivo de los puntos gatillos, como veremos casi todos son por una mala ejecución de la técnica, un mal diagnóstico y la falta de colaboración del paciente:
1. No atender a los factores de perpetuación del problema, como por ejemplo unos malos hábitos posturales.
2. Tratar un Punto gatillo latente en vez de uno activo verdadero responsable del problema.
3. Tratar la zona de dolor referido en vez del punto gatillo, esto solo aliviará momentáneamente los síntomas.
4. Introducir la aguja cerca del Punto gatillo e incluso en la banda tensa pero no acertar en el lugar exacto.
5. Usar una aguja demasiado fina que puede ser apartada por los nodos de contracción.
6. Infiltrar una solución irritante ( teniendo en cuenta que en ocasiones los doctores trataban los puntos gatillo inyectando diferentes sustancias)
7. Una hemostasia (control del sangrado) insuficiente , que puede irritar el punto gatillo.
8. No atender a otros puntos gatillo que pueden afectar al dolor del paciente.
9. Olvidar pedir al paciente realice movilidad activa en todo el recorrido del músculo.
10. La no realización por parte del paciente de los ejercicios domiciliarios, como automasaje correciones posturales o estiramientos.
 
Factores que pueden perpetuar los puntos gatillo y el dolor.
Dependiendo de la intensidad, llevamos bien los dolores pasajeros, incluso si el dolor es intenso pero en muy breve espacio de tiempo somos capaces de aceptarlo de una manera mas o menos cómoda, en cambio el dolor continuo aunque sea de menos intensidad nos puede suponer un verdadero tormento y afectarnos a nivel tanto físico como psicológico de forma desastrosa. El dolor miofascial provocado por los puntos gatillo puede cronificarse si no tenemos en cuenta diferentes aspectos perpetuantes de los puntos gatillo y su sintomatologia, algunos de los mas importantes son:
Tensiones mecánicas:
Estas tensiones viene dadas por retracciones musculares o dismetrias ( una pierna corta o una hemipelvis pequeña) que obligan a diferentes músculos a una continua situación de estrés mecánico.
Insuficiencias nutricionales:
Niveles bajos de vitaminas B1, B6, B12 y/o ácido fólico pueden hacer que solo se obtenga un alivio momentáneo del dolor , la falta de hierro y la anemia agravan los puntos gatillo.
Factores Psicológicos:
La depresión y la ansiedad por ejemplo pueden retrasar la recuperación de los puntos gatillo.
La infección crónica: viral o bacteriana pueden impedir la recuperación del dolor miofascial
Otras factores:
otras causas de perpetuación pueden ser según diferentes fuentes, alergias, la radiculopatia o enfermedad visceral crónica.
Técnicas de punción seca
Existen tres grandes grupos de Punción Seca. Estas son: Punción Seca Superficial, Punción Seca Profunda y Electroacupuntura.
Punción Superficial:
La punción seca superficial consiste en la introducción de acupuntura en la piel y en el tejido celular subcutáneo que recubren el punto gatillo a una profundidad máxima de 1 cm, sin llegar a penetrar en el músculo. Después, de la punción superficial realizaremos un tratamiento conservador sobre el punto gatillo, ya que consigue elevar el umbral del dolor, lo que va a permitir trabajar con más facilidad sobre el punto gatillo. En ocasiones, puede ser necesaria la estimulación de la aguja una vez que ha sido introducida en el tejido subcutáneo.
Punción Profunda:
Consiste en la punción de los puntos gatillo situados en los músculos profundos, por ello las agujas deben introducirse hasta llegar al punto gatillo. El tamaño de la aguja que se va a emplear lo determina la profundidad y del músculo en el que se encuentra el punto gatillo.
Dentro de la Punción Profunda podemos encontrarnos con diferentes técnicas que difieren entre sí, sobre todo en el nivel de agresividad. Una vez que la aguja se encuentra dentro del Punto Gatillo va a ser necesaria su estimulación que se puede realizar, entre otras maneras; introduciendo y sacando la aguja del punto gatillo o haciéndola girar. Después, de la técnica de punción hay que realizar un tratamiento manual superficial (spray frío, movilizaciones, masaje, contracciones del músculo…) con el fin de mejorar la efectividad de la técnica.
Técnicas complementarias a la punción seca del punto gatillo
No se puede entender la punción seca como un simple pinchazo sobre el punto gatillo, para realizar esta técnica correctamente es necesario aplicar diferentes técnicas complementarias que mejorarán los efectos de la punción seca y seguir unos consejos por parte del paciente para evitar que el dolor vuelva a aparecer, a continuación nombraremos y explicaremos brevemente algunas de estas técnicas:
Spray y estiramiento:
Esta técnica es muy útil después de la punción seca, en ella se aplica un spray frío sobre la piel del paciente en el recorrido del dolor referido y se estira el músculo, esta técnica ayuda a desactivar puntos gatillo residuales y conseguir la amplitud de movilidad completa.
Contracción voluntaria y liberación:
En estas técnicas se utiliza la contracción voluntaria seguida de una relajación con el fin de obtener un incremento de la amplitud de movilidad y la desactivación del punto gatillo, una de las mas conocidas el la relajación postisométrica de Karel Lewit. que combina contracción con un estiramiento.
Liberación por presión :
Esta técnica consiste en una presión manual sobre el punto gatillo en un músculo y un aumento de esta presión mantenida a medida que el terapeuta percibe una disminución de la tensión.
La electroacupuntura como técnica de tratamiento de los puntos gatillo
Una de estas técnicas de punción profunda es la Electroacupuntura que consiste en aplicar corriente eléctrica usando las agujas empleadas en la punción como electrodo, con la intención de eliminar el Punto Gatillo y su banda tensa. Existe un consenso en la conveniencia de que la corriente aplicada provoque contracciones musculares, siempre que exista un período de reposo entre contracciones, es decir, evitando las contracciones tetanizantes. Esta corriente se aplica utilizando electrodos pinza que se fijan en la parte de la aguja que queda fuera de la piel.
Consideraciones a tener en cuenta en la electroacupuntura
• No deben tratarse más de 12 ó 15 Puntos Gatillo en cada sesión, ya que la estimulación del sistema nervioso es muy importante.
• En las primeras sesiones lo más aconsejable es trata punto por punto, mientras que en las posteriores se pueden tratar varios a la vez.
• Las tres primeras sesiones se hacen semanales (en casos agudos se pueden tratar hasta tres veces por semana), posteriormente se van espaciando hasta aproximadamente un mes. Esto es una pauta que el fisioterapeuta va a ir adaptando según las necesidades del paciente.
• Si tras 3 sesiones no hay ninguna mejoría se abandona el tratamiento.
En Clínica Zafrilla Servicios Médicos, nuestros fisioterapeutas y profesionales están capacitados y preparados para realizar este tipo de tratamiento y otra amplia variedad,  siempre para la mejoría de nuestros pacientes pues es lo más importante para nosotros.

INFORMATE EN CLÍNICA ZAFRILLA SERVICIOS MÉDICOS
PARQUE DE LA CONSTITUCIÓN Nº 5 B YECLA (MURCIA) 30510
TELF 968790891 / WHATSAPP 651820665
zafrism@teleyecla.com       www.clinicayecla.es


CIFOSIS.jpg

Cifosis: causas, tratamiento y ejercicios correctivos. Estamos ante un problema de columna vertebral que, aunque en algunos casos puede ser leve, también puede agravarse si no se actúa a tiempo. Las posturas incorrectas son, en muchos casos, la señal de alerta.

La cifosis es una dolencia de la columna vertebral que aparece, generalmente, durante la adolescencia y que, para su correcto

tratamiento, lo prioritario es desvelar cuáles son las causas que están detrás. Además de tratar de resolver estas dudas, vamos a ver también algunos ejercicios correctivos.

Junto a la escoliosis y la lordosis, la cifosis es una de las dolencias más frecuentes de la columna vertebral. La cifosis se puede definir como una curvatura anormal de la columna vertebral, a la altura de la zona media y superior de la espalda. Puede tener causas varias y, por tanto,características particulares. En algunos casos, aunque haya cifosis, la columna se ve normal no siendo necesario ningún tipo de tratamiento y aplicando solo ciertas medidas, como mantener una postura adecuada, para corregir la leve curvatura. Ciertas medidas preventivas, así como el poner en práctica algunos ejercicios correctivos, ayudarán a aliviar los síntomas y a prevenir la dolencia. Vamos a centrarnos en un poco más en los cuidados que podemos poner en práctica.

Cifosis: características y causas

Aunque es un problema de la columna que se suele manifestar durante la adolescencia, también puede aparecer en la edad adulta como consecuencia de algún traumatismo o del diagnóstico de patologías crónicas y degenerativas, como la osteoporosis o la artritis. La cifosis más común es la postural, la cual puede provocar alguna incomodidad pero no suele llegar acompañada de dolor, tal y como sí sucede en los casos más severos de cifosis.

Además de postural –la cual se desarrolla a lo largo del tiempo y es cómplice de las malas posturas-, la cifosis puede ser congénita o estructural (cifosis de Scheuemann).

La cifosis se produce cuando hay una curvatura fisiológica de la columna, entre los 25 y los 45 grados. Por debajo de estos niveles se denomina hipocifosis. Por encima, hipercifosis.

Es común llegar a confundir cifosis con lordosis, si bien esta última hace referencia a la curvatura de la columna con la presencia de una depresión pronunciada de la columna vertebral en la región lumbar.

Cifosis: ejercicios y medidas preventivas

Excluyendo la posibilidad congénita, en otros casos la curvatura se acentúa con el tiempo, por lo que la prevención es una estrategia a seguir para retrasarla y, en la medida de lo posible, evitarla. Medidas fáciles de aplicar y eficaces para evitar que el problema empeore. Así, en algunos casos es suficiente, para corregir la cifosis, adoptar las posturas correctas –al sentarse, al dormir, al ponerse delante del ordenador o al levantarse- desde la infancia. Por la forma en cómo nos sentamos y realizamos determinados tareas –por ejemplo, la postura a la hora de comer o enfrente del televisor- podemos determinar si somos o no más vulnerables a padecer problemas de espalda, tanto dolores generales como específicos. No hay que subestimar ni restar importancia a las posturas incorrectas, sobre todo en el caso de los niños y adolescentes, ya que puede ser una señal de un problema de la columna vertebral.

Si la corrección de las posturas no es suficiente, hay otros remedios, como la práctica de determinados deportes, por ejemplo, la natación. Es aconsejable consultar al médico cuál es la actividad física más recomendada en función de la causa de aparición de cifosis. También se puede optar por un programa de ejercicios específicos, supervisados por el fisioterapeuta.

Entre los ejercicios correctivos se incluyen aquellos que se basan en extender, con la espalda rígida y recta –apoyada sobre una pared, por ejemplo-, las extremidades superiores, realizar elevaciones y rotaciones de los hombros. Los ejercicios para fortalecer los músculos del abdomen y la zona dorsal también son un buen aliado para cuidar la columna vertebral.
Cuando el ejercicio físico no es suficiente, y también fallan otras medidas, y la curvatura de la espalda es superior a 75 grados, el especialista puede recomendar la cirugía para corregir el problema.

En Clínica  Zafrilla Servicios Médicos, nuestros fisioterapeutas y profesionales pueden  indicarle cuales son las posturas correctas, corregirlas y prevenirlas. También estamos especializados en tratar lumbagos, dolores de espalda, cervicales, descarga de piernas y todo tipo de lesiones.

INFORMATE EN CLÍNICA ZAFRILLA SERVICIOS MÉDICOS
PARQUE DE LA CONSTITUCIÓN Nº 5 B YECLA (MURCIA) 30510
TELF 968790891 / WHATSAPP 651820665
zafrism@teleyecla.com       www.clinicayecla.es

 


Clinica Zafrilla Yecla

En Clínica Zafrilla Servicios Médicos nuestro objetivo ha sido y es utilizar todos nuestros conocimientos para conseguir el bienestar físico y mental de todos nuestros pacientes.

Clinica zafrilla. Todos los derechos reservados