septiembre 17, 2018 Fisioterapia

Existen muchos tipos de cáncer y, por desgracia, afecta a gran parte de la población, tanto hombres, mujeres, adultos, niños… Por suerte tenemos medidas precoces de detección y tratamiento, lo cual lo convierte, en muchos casos, en una enfermedad crónica.

Tenemos conocimientos sobre cómo los tratamientos puede ayudar a tratar el cáncer, pero vamos a centrarnos en cómo la fisioterapia y la actividad física adaptada pueden ayudar a los enfermos de cáncer, en cualquiera de las fases de tratamiento:

Desde el ámbito de la prevención

El cáncer aparece por una combinación de factores que implican la carga genética, los hábitos (alimentación, vida activa o sedentaria, hábitos tóxicos…) y el medio ambiente (contaminación, ambiente de trabajo…).

Habrá elementos sobre los que hay poco o nulo margen de actuación (herencia genética, o la contaminación del lugar en que se vive), pero desde la prevención se pueden tomar medidas para reducir el riesgo de sufrir cáncer.

Los fisioterapeutas trabajan realizando promoción de hábitos saludables, por lo que una de las labores es detectar esos hábitos tóxicos o sedentarios y dar pautas y consejos para superarlos, tanto a nivel individual (sus pacientes, entorno cercano…) como en público (charlas de difusión). Así se pueden dar consejos de vida activa y derivar a las personas a los profesionales que les puedan ayudar a mejorar esos hábitos para hacerlos más eficaces para mejorar su calidad de vida.

Recordemos que hábitos tóxicos como tabaquismo, alcoholismo o mala alimentación están directamente relacionados con la aparición de ciertos tipos de cáncer.

Además, sabemos que el sedentarismo también es negativo. Las personas que hacen ejercicio tienen uno 40-50% menos de probabilidades de sufrir cáncer de cólon. En el caso de las mujeres, las que no hacen ejercicio tienen un 71% de sufrir cáncer de mama.

Por lo tanto, la vida activa y la práctica de ejercicio no son simples consejos saludables. El ejercicio realizado de forma habitual es una potente tratamiento que actúa de forma preventiva contra diversos tipos de cáncer, pues hay otros además de los mencionados.

Tratamiento fisioterápico en procesos oncológicos

  • En la fase de tratamiento (con quimio o radioterapia), el fisioterapeuta puede realizar un programa de ejercicio físico adaptado a las condiciones de la persona.El objetivo del ejercicio en esa dase tan delicada es porque ayuda a tratar problemas como la fatiga inducida por cáncer (presente en el 90% de los afectados de cáncer) y también en problemas cognitivos asociados en la fase de quimioterapia, en los que el ejercicio también resulta útil.
  • En el cáncer de mama, si se realiza operación quirúrgica, la fisioterapia realizada de forma precoz resulta eficaz para prevenir la aparición de linfedema, una aparición frecuente. De llegar a producirse el linfedema, la tendencia a desaparecer es muy baja, por lo que es necesaria la fisioterapia precoz para asegurar los mejores resultados. Puede que aun así aparezca linfedema, pero lo hará de manera más leve que si no se realiza tratamiento. Ejercicios de fuerza son sefuros y adecuados para este tipo de pacientes. Ayudan a reducir el dolor y mejorar la movilidad.
    Ejercicio Mayores
  • Terapia manual y técnicas contra el dolor son útiles para proporcionar bienestar y mejorar las capacidades de estas personas.
  • La fisioterapia respiratoria también ayuda a mejorar la capacidad para realizar esfuerzo de los pacientes con cáncer. Tanto para tratar la debilidad y fatiga, como para ayudar en la recuperación en caso de cirugía, que puede afectar a la capacidad respiratoria (por la propia operación, por el tiempo de encame, etc.).
  • No existe una contraindicación categórica a realizar fisioterapia o ejercicio si se padece un cáncer y se está en tratamiento, o si ya se ha tratado. Las contraindicaciones serán relativas, dependiendo del caso y la circunstancia. Siempre hay posibilidad de adaptar las técnicas y los ejercicios para que sean adecuados para cada paciente para que sean beneficiosos en su lucha contra el cáncer.

En el caso del cáncer, múltiples profesionales de distintos ámbitos pueden tratar a un mismo sujeto. El trabajo coordinado de los profesionales ayudará a que el tratamiento sea más efectivo.

La fisioterapia es una herramienta útil en las diferentes fases de la enfermedad, por lo que debe conocerse su potencial y tener en cuenta los beneficios.

Fuente: Grupo CUIDATE.

INFORMATE EN CLÍNICA ZAFRILLA SERVICIOS MÉDICOS
PARQUE DE LA CONSTITUCIÓN Nº 5 B YECLA (MURCIA) 30510
TELF 968790891 / WHATSAPP 651820665
zafrism@teleyecla.com       www.clinicayecla.es


TERAPIA-ANDULACION-4.jpg

septiembre 10, 2018 ActualidadSalud

Andulación, una terapia  innovadora

La Clinica Zafrilla Servicios Médicos, tiene incorporada la Terapia de Andulación que permite mejorar, a través de un innovador método de masaje, la percepción del dolor del paciente a la vez que se efectúa un refuerzo muscular. Asimismo, este procedimiento terapéutico es utilizado en terapias de rehabilitación y en tratamientos de preparación física.

La Andulación se realiza mediante una combinación de vibraciones que generan una resonancia en la célula y ondas de calor electromagnéticas en la franja de infrarrojos (IRA).  La terapia se aplica de manera simultanea en todas las partes del cuerpo, de manera que influye en toda la musculatura y estimula toda la piel.

Durante el tratamiento el paciente no siente molestias, solo una agradable sensación de calor y relajación.

¿En qué casos puede aplicarse la terapia de anulación?

La Terapia de Andulación puede usarse en diferentes ámbitos:

  • Tratamientos de preparación física, rehabilitación, fisioterapia y refuerzo muscular
  • Estimulación del sistema sanguíneo y linfático
  • A nivel paliativo en la percepción del dolor del paciente
  • Tratamientos específicos para dolencias degenerativas crónicas, degeneraciones óseas o refuerzo articular
  • Estimulación de la musculatura
  • Relajación del sistema nervioso
  • Eliminación de ácido láctico de la musculatura
  • Reflexología

Durante el tratamiento con esta terapia, los impulsos generados se transmiten hasta las células permitiendo:

  • Una optimización de los mecanismos de transporte (oxigeno, nutrientes, etc)
  • Una estimulación para producir energía (ATP – Aporte energético para el trabajo biológico de los órganos), revitalizando las células en gran cantidad de tejidos y órganos

¿Cómo funciona la terapia de andulación?

El paciente debe tumbarse en una camilla condicionada con el sistema de Andulación. La posición del paciente permite que lacolumna no aguante en ese momento el peso del cuerpo y esté totalmente relajada. A la vez, promueve un mejor retorno sanguíneo y una mayor efectividad en el tratamiento de patologías degenerativas de la espalda.

Seis puntos de calor infrarrojo de onda corta dilataran, durante el tratamiento, la musculatura aumentando la recuperación, hidratación y/o eliminación del ácido láctico (un producto que se genera en el interior


Tanto el calor infrarrojo como la vibración del aparato son modulables, con el objetivo de personalizar la terapia y llegar a las diferentes estructuras del tejido.de las células en el proceso de combustión de hidratos de carbono para la obtención de energía). A su vez, la vibración estimula el riego sanguíneo y linfático, activando el adenosintrifosfato (ATP) energía celular.

¿Qué beneficios aporta respecto a otras técnicas?

A corto plazo, el principal objetivo para el paciente es la paliación de la sensación del dolor. La Terapia de Andulación ofrece, además, una amplia posibilidad de tratamientos: prevención, rehabilitación, recuperación de lesiones e, incluso, terapias de shock contra una patología degenerativa grave. Por tanto, puede realizarse también como complemento o refuerzo de otros tratamientos.

Asimismo, en esta técnica se realiza una aplicación corporal completa, estimulando todo el cuerpo al mismo tiempo.

 

 

CLÍNICA ZAFRILLA SERVICIOS MÉDICOS SANITARIOS

Póngase en contacto con nosotros y le informaremos

Parque de la Constitución Nº 5 Bajo Yecla (Murcia)

Telf 968790891 // whatsapp 651 820 665 zafrism@teleyecla.com

www.clinicayecla.es

 

 

 



septiembre 3, 2018 Curiosidades.Fisioterapia

La importancia del psoas

En lo más profundo de nuestro cuerpo se encuentra el psoas, un pequeño músculo que conecta la parte superior e inferior del cuerpo. Aprender a relajarlo, por lo tanto, ayuda a ganar una mayor estabilidad.

El cuerpo presenta una serie de capas o niveles: primero la piel, luego los músculos, después los órganos y, finalmente, el esqueleto. Sin embargo, hay algunas excepciones. Por ejemplo, las costillas y el cráneo: unos huesos que cubren y protegen órganos, en vez de ser su soporte central. El psoas es una excepción similar: es un músculo que se encuentra en lo más profundo del centro mismo del cuerpo humano, entre los intestinos y la columna vertebral.

Este músculo actúa como una especie de puente colgante entre el tronco y las piernas, transfiriendo el peso de arriba abajo y transmitiendo flujos energéticos en ambas direcciones. Al mismo tiempo, un psoas sano realiza una función de estabilización de la columna vertebral.

Por otro lado, el psoas también actúa como soporte interno del abdomen, una especie de “repisa” en diagonal sobre la que se asientan los órganos vitales de esta zona. Este músculo interno, además, actúa en armonía con el diafragma, vinculando los ritmos del movimiento del cuerpo con los ritmos respiratorios, y entre ambos realizan un continuo masaje sobre la columna vertebral, los órganos, los vasos sanguíneos y los nervios del tronco, estimulando el movimiento de los fluidos por todo el cuerpo, a modo de bomba hidráulica.

Sentirse centrado

El psoas es, pues, el eje físico de un cuerpo equilibrado y estable. Es un músculo vital en todo movimiento que implique equilibrio, rotación del tronco y de las piernas y en definitiva, cualquier movimiento general del cuerpo. Por eso, los movimientos inadecuados y las malas posturas tienden a forzar el funcionamiento del psoas, por ejemplo en una actividad motora aparentemente tan sencilla como caminar. Muchos de nosotros pensamos erróneamente que el movimiento de las piernas empiezan en la cintura, es decir, que el tronco acaba donde empieza la cadera. Sin embargo, estructuralmente las piernas empiezan en las articulaciones del fémur con la cadera, y para que el cuerpo mantenga un equilibrio armónico es necesario que la pelvis funcione como parte del tronco y no como parte de las piernas. Si al caminar movemos la pelvis como si fuera parte de las piernas, en un contoneo excesivo o empujándola hacia delante o hacia atrás, el psoas se verá obligado a realizar una tensión antinatural para proteger y estabilizar la columna vertebral.

El psoas puede tensarse en muchas situaciones diferentes, ya que es capaz de contraerse o relajarse de forma independiente, en cada unión vertebral.

Pero si este músculo se usa constantemente para corregir la estabilidad interna, al cabo del tiempo puede empezar a perder flexibilidad y a acortarse de forma crónica. Y una contracción o endurecimiento crónico del psoas conlleva una serie de problemas, porque hace que otros músculos del abdomen y de la espalda se vean obligados a compensar el equilibrio y empiecen a endurecerse también. Por ejemplo: los huesos pélvicos tienden a adelantarse, disminuyendo la distancia entre las crestas ilíacas y las piernas, comprimiendo la cabeza del fémur en su articulación.

Esta compresión hace que los muslos se desarrollen excesivamente y el fémur pierde capacidad de rotación, un movimiento que es asumido por las rodillas y la espina lumbar.

Estos trastornos pueden provocar, a la larga, lesiones crónicas en la espalda, la cabeza del fémur o las rodillas.

El corazón de las emociones

Con un abdomen habitualmente en tensión y comprimido, una vitalidad disminuida y una respiración alterada, es comprensible que la atrofia del psoas conlleve alteraciones emocionales.

Puede que mucha de esa ansiedad que nos atenaza, o parte de esa apatía crónica que nos oprime esté relacionada con un psoas inhibido. Igualmente, la sensación permanente de inseguridad que algunas personas experimentan puede estar directamente conectada con el sobreesfuerzo continuo por mantener el equilibrio del esqueleto.

Además, el complejo de músculos iliopsoas está íntimamente conectado con la atávica reacción de “lucha-huida” que permite a los animales defenderse en una situación de peligro, cuando deben enfrentarse a un agente externo. Tanto si nos encogemos en una posición fetal protectora, como si saltamos desde el suelo para correr, el psoas es el corazón de los músculos implicados, el primero en reaccionar. Por ello, un psoas crónicamente contraído está enviando al resto del cuerpo, lo que afecta al sistema nervioso, agota a las glándulas suprarrenales y debilita el sistema inmunitario. Si nos sentimos agresivos a menudo, y sin razón aparente, es posible que una atrofia del psoas tenga mucho que ver.

Al relajar el psoas, debemos desarrollar la confianza en el equilibrio de nuestro esqueleto, en vez de buscar el equilibrio mediante tensiones musculares. Un cuerpo relajado sostiene su peso de manera natural sobre su propia estructura ósea: los músculos están para mover los huesos, no para apuntalar el peso del cuerpo. Cuando aprendemos a repartir el peso sobre el esqueleto y a sostenerlo sin esfuerzo, la sensación se traduce en una actitud emocional de seguridad y equilibrio. Las articulaciones devienen sutiles nodos de fluir energético, dando a todo movimiento una sensación de continuidad y armonía.

Inestabilidad pasajera

Sin embargo, liberar el psoas, al principio puede ser problemático. Al intentar “dejar ir” los huesos y relajar la musculatura, puede invadirnos una sensación de vértigo. Acostumbrados a sostenernos mediante contrafuerzas musculares, hemos perdido la confianza en nuestra estructura ósea, y podemos creer que nos vamos a desmoronar. Los primeros ejercicios de relajación pueden dar una primera impresión de inestabilidad, que es pasajera. Asimismo, una vez que hayamos aprendido a sentir nuestros músculos iliopsoas, y empecemos a relajarlos, podremos atravesar una etapa de emociones confusas. Es normal, ya que la atrofia del psoas suele estar relacionada con problemas emocionales, y para liberar este músculo, como en cualquier tratamiento o cura, primero hay que abandonar los viejos esquemas y depurar los elementos dañinos, permitiendo que afloren. Con el tiempo, la consciencia y el cuidado de los iliopsoas nos conducirá a mejorar tanto la salud física, como la emocional.

Consecuencias de un psoas acortado

El acortamiento de psoas genera una tracción de las vértebras hacia abajo. Por lo que un acortamiento prolongado produce que las vértebras aplasten a los discos. Si no resolvemos esa tensión permanente, se puede generar dolor lumbar, ciática, pinzamientos, protusiones discales e incluiso una hernia.

Además, si solo es un psoas el que está acortado, torsiona la columna, lo que puede generar una escoliosis adquirida.
Si la contracción es bilateral, produce una hiperlordosis lumbar.

Por estos motivos es importante estirarlo habitualmente.

 

Una patología de sedentarios y deportistas

Una de las razones por las que se provoca el acortamiento del psoas es por pasar muchas horas sentado: la gente que tiene un trabajo de oficina o los conductores son los candidatos ideales para sufrir este problema. Si a esto le sumamos una psotura poco correcta por el uso del ordenador o por no utilizar un asiento adecuado, el efecto se multiplica.

Por otro lado, los ciclistas, practicantes de spinning y runners son los deportistas que más papeletas tienen para sufrir acortamiento de psoas. Esto se debe al movimiento realizado en estos deportes: en todos ellos la flexión de la cadera es el movimiento principal.

¿Por qué se acorta el psoas?

El psoas es un músculo bastante especial, ya que se acorta cuando está relajado y se alarga mientras se encuentra trabajando, al contrario que la mayor parte de la musculatura. Este es el motivo por el que sufre un acortamiento en el caso de personas sedentarias.

Además, este acortamiento supone que las dos inserciones del músculo (los dos puntos donde se une con los huesos) se aproximen, y también lo hagan las articulaciones correspondientes. Esto deriva en una menor longitud del músculo y, por tanto, una menor fuerza.

Autoestiramientos:

Todos los estiramientos se basan en hacer una hiperextensión de la cadera manteniendo el cuerpo erguido.

Ejercicio 1:

  1. a) Abertura pronunciada hacia delante, antebrazos apoyados en la rodilla anterior, pelvis muy baja y rodilla anterior flexionada y tocando el suelo.
  2. b) Extensión de rodilla posterior, sin levantar la pelvis.

 

Ejercicio 2:

  1. a) Rodilla anterior semiflexionada, rodilla posterior de la misma manera, dorso del pie descansando sobre un taburete y tronco vertical.
  2. b) Extensión de la rodilla posterior sin estirar la pierna de apoyo.

En vez de apoyar el pie, también se puede apoyar la pierna en una mesa o cama.

 

Ejercicio 3:

  1. a) Hincar la rodilla derecha.
  2. b) Retroversión de la pelvis aplanando la zona lumbar.
  3. c) Adelantar la pelvis manteniendo la retroversión. El tronco ha quedado recto durante todo el ejercicio.

Ejercicio 4:

  1. a) De perfil en relación al plano de apoyo y antebrazo aguantando el pie hacia el glúteo derecho.
  2. b) Girar la pelvis en el sentido opuesto al plano de apoyo. En la posición de inicio, el pie de apoyo en el suelo está en ligera abertura para permitir la rotación de la pelvis sin tener que desplazar el pie.

De esta manera, también estiramos el recto anterior del cuádriceps.

 

 

INFORMATE EN CLÍNICA ZAFRILLA SERVICIOS MÉDICOS
PARQUE DE LA CONSTITUCIÓN Nº 5 B YECLA (MURCIA) 30510
TELF 968790891 / WHATSAPP 651820665
zafrism@teleyecla.com       
www.clinicayecla.es

 

 



Psoas. El músculo del Alma

El psoas es el músculo más profundo y estabilizador del cuerpo humano, que afecta a nuestro equilibrio estructural, amplitud de movimiento, movilidad articular y funcionamiento de los órganos del abdomen.

Es el principal músculo que conecta la columna vertebral con las piernas, el responsable de mantenernos de pie y el que nos permite levantar las piernas para caminar. Un psoas sano estabiliza la columna vertebral y proporciona apoyo a través del tronco, formando además un buen estante para los órganos abdominales.

Algunos estudios recientes consideran además al psoas, un órgano de percepción compuesto por tejido bio-inteligente que encarna, literalmente, nuestro deseo más profundo de supervivencia y de florecer. Es decir, es el mensajero primario del sistema nervioso central, por lo que es considerado también como un portavoz de emociones (“de las mariposas en la tripa”). Esto es debido a que el psoas está conectado con el diafragma a través del tejido conectivo o fascia, por lo se ve afectado tanto en la respiración, como en el miedo reflejo.

Un estilo de vida acelerado y el stress generan adrenalina que crónicamente tensan el  psoas, preparándolo para correr, entrar en acción o encogerse para protegernos.  Si constantemente mantenemos el psoas en tensión debido al stress, con el tiempo comienza a acortarse y a endurecerse. Se dificultará así nuestra postura y las funciones de los órganos que habitan en el abdomen, dando lugar a dolores de espalda, ciáticas, problemas de disco, degeneración de la cadera, menstruaciones dolorosas o problemas digestivos.

Por otro lado, un psoas tenso manda señales de tensión al sistema nervioso, interfiere en el movimiento de los fluidos y afecta a la respiración diafragmática. De hecho, el psoas está tan íntimamente involucrado en las reacciones físicas y emocionales básicas, que cuando está tensionado de forma crónica, está enviando al cuerpo continuas señales de peligro, por lo que puede repercutir en el agotamiento de las glándulas suprarrenales y del sistema inmunológico. Esta situación se ve agravada por la forma de sentarnos o  por las posturas de nuestros hábitos diarios, que reducen nuestros movimientos naturales y constriñen aún más el músculo.

Un psoas liberado permite alargar mucho más la parte delantera de los muslos y permite a las piernas y la pelvis moverse con mayor fluidez e independencia. Mejora la posición de la columna y de todo el torso, con la consecuente repercusión en la mejora de las funciones de los órganos abdominales, en la respiración y en el corazón.
Cuando cultivamos la salud de nuestro psoas se reavivan nuestras energías vitales y conectamos de nuevo con nuestro potencial creativo.

En algunas filosofías orientales al psoas se le conoce como el “músculo del alma”, un centro de energía principal del cuerpo. Cuanto más flexible y fuerte esté el psoas, más podrá nuestra energía vital fluir a través de los huesos, músculos y articulaciones.

El psoas sería como un órgano de canalización de la energía, un núcleo que nos conecta a la tierra, nos permite crear un soporte firme y equilibrado desde el centro de nuestra pelvis. Así, la columna vertebral se alarga y a través de ella, puede fluir toda nuestra vitalidad.

INFORMATE EN CLÍNICA ZAFRILLA SERVICIOS MÉDICOS
PARQUE DE LA CONSTITUCIÓN Nº 5 B YECLA (MURCIA) 30510
TELF 968790891 / WHATSAPP 651820665
zafrism@teleyecla.com       www.clinicayecla.es

 


LA-ENFERMEDAD-DE-CROHN.jpg

La enfermedad de Crohn es una patología que causa la inflamación de diferentes localizaciones del tubo digestivo. Pertenece al grupo de enfermedades inflamatorias intestinales (EII). Normalmente la inflamación se produce en el íleon, que es el extremo inferior del intestino delgado que se comunica con el principio del intestino grueso, aunque también puede afectar a cualquier otra parte del tubo digestivo, incluidos la boca o el ano.

La enfermedad de Crohn es crónica y no tiene cura. La patología no sigue una línea de evolución determinada, sino que los síntomas pueden aparecer de forma aguda, causar graves molestias y remitir en cualquier momento; en algunas ocasiones, pueden pasar largos periodos de tiempo sin que los síntomas se manifiesten. Aunque la enfermedad puede aparecer en cualquier momento de la vida, es más común entre las personas de 15 a 35 años.

Causas

La causa exacta de aparición de la enfermedad de Crohn se desconoce, aunque sí se sabe que la afección se presenta debido a un trastorno autoinmunitario que se produce cuando el propio sistema ataca al tejido corporal sano del tubo digestivo. Cuando estas partes son atacadas, las paredes intestinales se inflaman.

Aunque se desconozca el porqué de este trastorno del sistema inmunitario, existen una serie de factores de riesgo que podrían condicionar su aparición:

  • Factores genéticos: En la actualidad se cree que uno de los factores que pueden determinar el desarrollo de la enfermedad de Crohn están en la genética, es decir, que tiene un componente hereditario.
  • Problemas del sistema inmunológico: En algunas ocasiones, el sistema inmunitario puede reaccionar de forma exagerada contra bacterias cuya presencia en el intestino es normal; esto provocaría que el sistema inmune atacara el tubo digestivo.
  • Factores ambientales: Como la alimentación, la higiene, agentes infecciosos, tabaquismo o, incluso, la alimentación materna durante el embarazo y algunas infecciones desarrolladas en la infancia.

Los síntomas pueden ser:

  • Dolor y cólicos abdominales.
  • Diarrea, que puede estar acompañada de sangre.
  • Fiebre.
  • Falta de apetito.
  • Hinchazón.
  • Pérdida de peso.
  • Sensación frecuente de necesidad de defecar, aunque ya se haya evacuado, lo que acarrea cólicos, dolor y esfuerzo.
  • Estreñimiento.
  • Aparición de fístulas (conducto anormal que comunica órganos con el exterior o con otros órganos).
  • Dolor articular.
  • Úlceras bucales y/o cutáneas.

La enfermedad de Crohn puede afectar a varias localizaciones del tubo digestivo, presentando una sintomatología diferente:

  • Ileítis: Cuando la patología afecta al íleon o parte final del intestino delgado. Causa dolor en la zona abdominal inferior derecha, que puede agravarse tras la ingesta de alimentos o la evacuación (sobre todo si se presenta en forma de diarrea). Puede causar la aparición de fístulas y estenosis.
  • Colitis: Se produce cuando la enfermedad afecta al intestino grueso y no al delgado. Puede afectar a una o varias partes del mismo. Sus principales síntomas son pérdida de peso, fiebre, inflamación articular, manifestaciones oculares y cutáneas, y desarrollo de enfermedad perianal.
  • Íleo-colitis: En este caso, la enfermedad de Crohn afecta al íleon del intestino delgado y a las zonas del intestino grueso más próximas. Es la localización más frecuente de la patología. Suele provocar dolor abdominal, diarrea, fiebre, obstrucción intestinal y fístulas.
  • Gastrointestinal alta: Afecta a partes del intestino delgado próximas al íleon, como el duodeno y el yeyuno, y al estómago. Es la localización menos frecuente y suele presentarse de forma conjunta con alguno de los tipos o zonas anteriores. Sus manifestaciones más frecuentes comprenden dispepsia y vómitos.

Tratamientos

No existe un tratamiento específico para curar la enfermedad de Crohn, sino que lo más habitual es tomar fármacos que ayuden a aliviar los síntomas. Los medicamentos que se suelen utilizar en estos casos son corticoesteroides y antiinflamatorios; en personas que sufren una enfermedad anal se recomiendan fármacos con efectos en el sistema inmunitario. En algunas ocasiones, las consecuencias de esta patología pueden forzar una intervención quirúrgica, como sucede en casos de fístulas, obstrucción o perforación del intestino, o hemorragia excesiva. La cirugía tiene el objetivo de extirpar la parte dañada del intestino grueso o delgado, aunque en casos determinados es necesario extirpar la totalidad del intestino grueso. En otras ocasiones también es necesario practicar una ileostomía (desvío de las heces fecales hacia el exterior a través de una abertura del íleon). Aunque el tratamiento inicial siempre pasa por el uso de fármacos, la Sociedad Americana de Cirujanos de Colon y Recto destaca que la cirugía acaba siendo necesaria en el 75 por ciento de los casos.

Aunque los fármacos son necesarios para poder mantener la calidad de vida, una parte del tratamiento de la enfermedad de Crohn pasa por el autocuidado, en concreto por seguir una alimentación adecuada. No existen estudios que recojan dietas específicas para  esta patología, sin embargo, algunos alimentos y hábitos alimenticios pueden servir a la hora de paliar sus síntomas:

  • Evitar el consumo de alimentos que pueden producir gases: Eliminar de la dieta productos como las legumbres y otros alimentos que tienen tendencia a provocar gases y flatulencias mejora el pronóstico de la enfermedad.
  • Realizar pequeñas ingestas a lo largo del día: En estos casos, lo recomendable es hacer más comidas al día con pocas cantidades de alimento, con el objetivo de evitar digestiones pesadas.
  • Beber mucha agua: También se recomienda hacerlo en pequeñas cantidades.
  • Restringir o evitar alimentos ricos en fibra: Intentar evitar la ingesta de nueces, semillas, salvado de trigo, avena y otros productos que contengan fibra.
  • Evitar la ingesta de grasas: Los alimentos ricos en grasas, como algunas salsas, los fritos, la mantequilla, etcétera, no son recomendables en casos de enfermedad de Crohn.
  • Reducir el consumo de productos lácteos: Algunas personas tienen problemas para digerir los productos lácteos, como la leche o el queso, relacionados con la tolerancia a la lactosa; sufrir enfermedad de Crohn agravaría sus síntomas.

El estrés es otro de los factores que tienden a empeorar los problemas digestivos, por lo que es recomendable manejarlo y reducirlo en el caso de sufrir enfemedad de Crohn.

Fernando Santa Isabel

Para más información en ACCU

INFORMATE EN CLÍNICA ZAFRILLA SERVICIOS MÉDICOS
PARQUE DE LA CONSTITUCIÓN Nº 5 B YECLA (MURCIA) 30510
TELF 968790891 / WHATSAPP 651820665
zafrism@teleyecla.com       www.clinicayecla.es



julio 23, 2018 ActualidadSalud

Pilates es un método de acondicionamiento físico mediante el cual cualquier persona, independientemente de su condición física o edad, fuera capaz de alcanzar un completo bienestar del cuerpo y de la mente.

Según Pilates, cuerpo y mente se consideran como una unidad, siendo la mente la que guía al cuerpo en cada movimiento, haciendo que éste sea preciso y controlado y por tanto de mayor calidad.

Durante las sesiones se busca trabajar los músculos internos para mantener el equilibrio corporal y dar estabilidad y firmeza a la columna vertebral. La respiración está muy controlada y debe acompañar los movimientos del cuerpo.

Pilates mejora el equilibrio, la postura y la estabilidad y también aleja los dolores de espalda. En definitiva, mejora psíquica y físicamente el cuerpo.

Consulte con nosotros para realizar pilates de forma individual.

 

INFORMATE EN CLÍNICA ZAFRILLA SERVICIOS MÉDICOS
PARQUE DE LA CONSTITUCIÓN Nº 5 B YECLA (MURCIA) 30510
TELF 968790891 / WHATSAPP 651820665
zafrism@teleyecla.com       www.clinicayecla.es



 ¿Qué es la punción seca?

La Punción Seca es una técnica semi-invasiva que utiliza la punción con agujas de acupuntura para el tratamiento de la afección músculo-esquelética conocida como Punto Gatillo, culpables del síndrome de dolor miofascial, este síndrome provoca dolor ya sea directamente en el músculo afectado o en las zonas de dolor referido (a distancia), y debilidad muscular, estas zonas fueron recogidas y descritas por los doctores Travell y Simons, que además plantearon diferentes estrategias de tratamiento tanto instrumentales (mediante una aguja) como manuales, mediante técnicas de estiramiento y spray frío o presión, así como recomendaciones para evitar que estos puntos gatillo vuelvan a estar activos.
En esta técnica, la aguja se introduce sobre el punto gatillo buscando su presión y su contracción para que el punto gatillo deje de liberar acetilcolina, y así deje de producir dolor. En este texto se intentará dar al lector una idea global de la técnica y de su utilidad para ayudar a curar procesos inflamatorios y contracturas del sistema muscular.
Punción seca del punto gatillo miofascial
El Punto Gatillo es un punto de dolor exquisito y de actividad constante dentro de una banda tensa palpable situada en el músculo-esquelético. Éste se caracteriza por la liberación continua del neurotransmisor acetilcolina, lo que va a impedir que esas fibras se relajen. Esto a su vez va a generar isquemia o falta de llegada de sangre, y por tanto, dolor que se va a irradiar y se va a extender.
Los puntos gatillo tienen unas características concretas ampliamente estudiadas y pueden ser de diferentes tipos o estar en diferentes estados, estos puntos pueden aparecer por diversas causas, como por ejemplo una corriente fría que afecta directamente al músculo, un movimiento repetitivo (atornillar o desatornillar por ejemplo), mantener el músculo durante largo tiempo en una posición acortada, una continua contracción en desventaja mecánica como cuando una retracción de un músculo obliga a sus contrarios a una contracción extra, un golpe o incluso una inyección.
Diferentes tipos de puntos gatillo
Como ya hemos dicho los puntos gatillo pueden ser de diferentes tipos o estar en diferentes estados, a continuación enumeraremos y explicaremos brevemente cada uno de ellos, al menos los mas importantes:
• Punto Gatillo activo: Es siempre doloroso y tiene una respuesta de espasmo local a la presión, no permite el estiramiento completo del músculo y lo debilita, y además reproduce el dolor del paciente
• Punto Gatillo latente: Solo duele cuando es palpado tiene el resto de características que el activo menos el dolor espontáneo.
• Punto Gatillo central: Íntimamente relacionado con las fibras musculares que no funcionan bien se localiza cerca del centro de la fibra muscular.
• Punto Gatillo clave: Responsable de la activación de uno mas puntos gatillo satélites debido a su ubicación, su dolor referido o su función, cuando este se desactiva los satélite también.
• Punto Gatillo satélite: El activado por un punto gatillo clave.
• Punto Gatillo primario: Es el activado por un movimiento repetitivo o por una sobrecarga aguda o crónica sin que medie otro músculo en su activación.
¿Cuales son los principios de la punción seca?
• La Punción Seca consiste en el uso de una aguja de acupuntura directamente sobre el Punto Gatillo, esto va a producir la desactivación del Punto Gatillo y se la denomina de éste modo para distinguirla de otras técnicas invasivas en las que se infiltra algún tipo de sustancia.
• No se conocen bien sus mecanismos de acción, pero representa una de las técnicas más eficaces de tratamiento del Punto Gatillo Miofascial, sobre todo cuando se combina con otras técnicas fisioterápicas y posee también una importancia diagnóstica.¿Podemos diagnosticar utilizando la punción seca?
• Aunque el dolor referido no es considerado un criterio diagnóstico, resulta muy valioso cuando se obtiene, en especial para diferenciar un Punto Gatillo Activo de uno Latente.
• La provocación del dolor referido puede obtenerse de múltiples formas, generalmente con estímulos que supongan una deformación mecánica del Punto Gatillo irritable; como la compresión, la contracción o el estiramiento. Pero, ninguno de estos métodos puede provocar el dolor con la misma facilidad que lo hace la Punción Seca.
• La aguja puede considerarse una herramienta palpatoria de prolongación de los dedos del fisioterapeuta, gracias al denominado efecto “varilla”. Esto permite apreciar cambios en la firmeza de los tejidos atravesados por la aguja, e incluso sentir si la aguja ha acertado o no.
Razones para el fracaso del tratamiento de los puntos gatillo mediante punción seca
La punción seca se ha mostrado como una técnica muy válida a la hora de tratar los puntos gatillo y el dolor y disfunción miofascial ( de los músculos), sin embargo, como todas las técnicas tienes unos porcentajes de fracaso que es importante conocer, los doctores Travell y Simons enumeraron diez razones para el fracaso del tratamiento invasivo de los puntos gatillos, como veremos casi todos son por una mala ejecución de la técnica, un mal diagnóstico y la falta de colaboración del paciente:
1. No atender a los factores de perpetuación del problema, como por ejemplo unos malos hábitos posturales.
2. Tratar un Punto gatillo latente en vez de uno activo verdadero responsable del problema.
3. Tratar la zona de dolor referido en vez del punto gatillo, esto solo aliviará momentáneamente los síntomas.
4. Introducir la aguja cerca del Punto gatillo e incluso en la banda tensa pero no acertar en el lugar exacto.
5. Usar una aguja demasiado fina que puede ser apartada por los nodos de contracción.
6. Infiltrar una solución irritante ( teniendo en cuenta que en ocasiones los doctores trataban los puntos gatillo inyectando diferentes sustancias)
7. Una hemostasia (control del sangrado) insuficiente , que puede irritar el punto gatillo.
8. No atender a otros puntos gatillo que pueden afectar al dolor del paciente.
9. Olvidar pedir al paciente realice movilidad activa en todo el recorrido del músculo.
10. La no realización por parte del paciente de los ejercicios domiciliarios, como automasaje correciones posturales o estiramientos.
 
Factores que pueden perpetuar los puntos gatillo y el dolor.
Dependiendo de la intensidad, llevamos bien los dolores pasajeros, incluso si el dolor es intenso pero en muy breve espacio de tiempo somos capaces de aceptarlo de una manera mas o menos cómoda, en cambio el dolor continuo aunque sea de menos intensidad nos puede suponer un verdadero tormento y afectarnos a nivel tanto físico como psicológico de forma desastrosa. El dolor miofascial provocado por los puntos gatillo puede cronificarse si no tenemos en cuenta diferentes aspectos perpetuantes de los puntos gatillo y su sintomatologia, algunos de los mas importantes son:
Tensiones mecánicas:
Estas tensiones viene dadas por retracciones musculares o dismetrias ( una pierna corta o una hemipelvis pequeña) que obligan a diferentes músculos a una continua situación de estrés mecánico.
Insuficiencias nutricionales:
Niveles bajos de vitaminas B1, B6, B12 y/o ácido fólico pueden hacer que solo se obtenga un alivio momentáneo del dolor , la falta de hierro y la anemia agravan los puntos gatillo.
Factores Psicológicos:
La depresión y la ansiedad por ejemplo pueden retrasar la recuperación de los puntos gatillo.
La infección crónica: viral o bacteriana pueden impedir la recuperación del dolor miofascial
Otras factores:
otras causas de perpetuación pueden ser según diferentes fuentes, alergias, la radiculopatia o enfermedad visceral crónica.
Técnicas de punción seca
Existen tres grandes grupos de Punción Seca. Estas son: Punción Seca Superficial, Punción Seca Profunda y Electroacupuntura.
Punción Superficial:
La punción seca superficial consiste en la introducción de acupuntura en la piel y en el tejido celular subcutáneo que recubren el punto gatillo a una profundidad máxima de 1 cm, sin llegar a penetrar en el músculo. Después, de la punción superficial realizaremos un tratamiento conservador sobre el punto gatillo, ya que consigue elevar el umbral del dolor, lo que va a permitir trabajar con más facilidad sobre el punto gatillo. En ocasiones, puede ser necesaria la estimulación de la aguja una vez que ha sido introducida en el tejido subcutáneo.
Punción Profunda:
Consiste en la punción de los puntos gatillo situados en los músculos profundos, por ello las agujas deben introducirse hasta llegar al punto gatillo. El tamaño de la aguja que se va a emplear lo determina la profundidad y del músculo en el que se encuentra el punto gatillo.
Dentro de la Punción Profunda podemos encontrarnos con diferentes técnicas que difieren entre sí, sobre todo en el nivel de agresividad. Una vez que la aguja se encuentra dentro del Punto Gatillo va a ser necesaria su estimulación que se puede realizar, entre otras maneras; introduciendo y sacando la aguja del punto gatillo o haciéndola girar. Después, de la técnica de punción hay que realizar un tratamiento manual superficial (spray frío, movilizaciones, masaje, contracciones del músculo…) con el fin de mejorar la efectividad de la técnica.
Técnicas complementarias a la punción seca del punto gatillo
No se puede entender la punción seca como un simple pinchazo sobre el punto gatillo, para realizar esta técnica correctamente es necesario aplicar diferentes técnicas complementarias que mejorarán los efectos de la punción seca y seguir unos consejos por parte del paciente para evitar que el dolor vuelva a aparecer, a continuación nombraremos y explicaremos brevemente algunas de estas técnicas:
Spray y estiramiento:
Esta técnica es muy útil después de la punción seca, en ella se aplica un spray frío sobre la piel del paciente en el recorrido del dolor referido y se estira el músculo, esta técnica ayuda a desactivar puntos gatillo residuales y conseguir la amplitud de movilidad completa.
Contracción voluntaria y liberación:
En estas técnicas se utiliza la contracción voluntaria seguida de una relajación con el fin de obtener un incremento de la amplitud de movilidad y la desactivación del punto gatillo, una de las mas conocidas el la relajación postisométrica de Karel Lewit. que combina contracción con un estiramiento.
Liberación por presión :
Esta técnica consiste en una presión manual sobre el punto gatillo en un músculo y un aumento de esta presión mantenida a medida que el terapeuta percibe una disminución de la tensión.
La electroacupuntura como técnica de tratamiento de los puntos gatillo
Una de estas técnicas de punción profunda es la Electroacupuntura que consiste en aplicar corriente eléctrica usando las agujas empleadas en la punción como electrodo, con la intención de eliminar el Punto Gatillo y su banda tensa. Existe un consenso en la conveniencia de que la corriente aplicada provoque contracciones musculares, siempre que exista un período de reposo entre contracciones, es decir, evitando las contracciones tetanizantes. Esta corriente se aplica utilizando electrodos pinza que se fijan en la parte de la aguja que queda fuera de la piel.
Consideraciones a tener en cuenta en la electroacupuntura
• No deben tratarse más de 12 ó 15 Puntos Gatillo en cada sesión, ya que la estimulación del sistema nervioso es muy importante.
• En las primeras sesiones lo más aconsejable es trata punto por punto, mientras que en las posteriores se pueden tratar varios a la vez.
• Las tres primeras sesiones se hacen semanales (en casos agudos se pueden tratar hasta tres veces por semana), posteriormente se van espaciando hasta aproximadamente un mes. Esto es una pauta que el fisioterapeuta va a ir adaptando según las necesidades del paciente.
• Si tras 3 sesiones no hay ninguna mejoría se abandona el tratamiento.
En Clínica Zafrilla Servicios Médicos, nuestros fisioterapeutas y profesionales están capacitados y preparados para realizar este tipo de tratamiento y otra amplia variedad,  siempre para la mejoría de nuestros pacientes pues es lo más importante para nosotros.

INFORMATE EN CLÍNICA ZAFRILLA SERVICIOS MÉDICOS
PARQUE DE LA CONSTITUCIÓN Nº 5 B YECLA (MURCIA) 30510
TELF 968790891 / WHATSAPP 651820665
zafrism@teleyecla.com       www.clinicayecla.es


DRENAJE-LINFATICO-2.jpg

junio 18, 2018 Salud

 

El Drenaje Linfático Manual (DLM) consiste en la activación manual,  mediante un masaje, de la circulación linfática por estimulación del automatismo de los vasos y ganglios linfáticos, mejorando así la evacuación del exceso de líquido intersticial.

La linfa es un líquido claro que se filtra desde el capilar arterial al espacio intersticial o intercelular. Contiene sustancias que no pueden ser transportadas por el sistema venoso como proteinas y grasas de gran tamaño, desechos metabólicos, glóbulos blancos, urea, fibrinógeno, sustancias extrañas y bacterias.

¿Cómo es el sistema linfático?
El sistema linfático discurre en nuestro cuerpo a modo de red, de forma paralela al sistema circulatorio, y lleva el sentido de la circulación venosa. Primero recoje la linfa de los tejidos mediante unos conductos extremadamente finos llamados capilares linfáticos, que penetran en muchos tejidos excepto en el nervioso,  los capilares se unen formando vasos de mayor tamaño, los vasos linfáticos, que transportan la linfa hasta los ganglios linfáticos, pequeños nódulos encargados de depurarla de bacterias, las cuales son destruidas y donde se absorbe parte de su volumen. De nuevo por medio de los vasos linfáticos la linfa acaba desaguando en un punto denominado “términus” situado en la unión de las venas yugular y subclavia en el cuello, donde se une a la circulación venosa, pasando a formar parte de la sangre.

En las paredes de los vasos linfáticos existen unas válvulas, el segmento comprendido entre dos válvulas es el llamado “linfangión o angión linfático” cuyas paredes contienen células musculares lisas y por tanto son capaces de contraerse involuntariamente a modo de bomba, actuando como un “corazón linfático”. Estas válvulas aseguran además que la circulación linfática discurra en una sola dirección. El linfangión puede contraerse rítmicamente a una frecuencia de entre 6 y 12 ciclos por minuto, movilizando la linfa ayudado de la contracción muscular y la respiración.

Funciones principales del sistema linfático 
– Transporta y drena moléculas grandes que por sus características no pueden ser recuperadas por el sistema sanguíneo.
– Producción por parte de los ganglios linfáticos de células y anticuerpos para la defensa del organismo.

¿Por qué se produce el edema?
Cuando sale un exceso de líquido al espacio intersticial, éste comprime los capilares linfáticos impidiendo que puedan trabajar, dando lugar a un acúmulo de líquido o edema que puede estar originado por varias causas:

– Por un fallo o mal funcionamiento del sistema linfático:  es el llamado linfedema o linfoedema. Puede estar debido a una malformación del sistema linfático o ser secundario a una extirpación de ganglios linfáticos (frecuente en el tratamiento quirúrgico de ciertos tumores), por tratamiento de radioterapia o lesión de un ganglio.

En un primer momento se produce un edema acuoso con gran concentración de proteínas, pero blando y depresible a la palpación. El sistema linfático en disfunción no es capaz de recoger este exceso de proteínas, que estimulan la proliferación de fibroblastos y fibras de colágeno dando lugar a una fibrosis. En esta fase el edema es duro y provocará un bloqueo linfático mayor. Si el linfedema avanza puede llegar a ocasionar muerte celular.


– Por causas ajenas al funcionamiento correcto del sistema linfático:

. Edema venoso o fleboedema: generalmente producido por insuficiencia venosa.
. Lipedema: acumulación de líquido consecuencia del atrapamiento de los vasos linfáticos por exceso de tejido adiposo.
. Edema del embarazo: por la compresión que ejerce el feto sobre los vasos linfáticos y por la secreción durante la gestación          de renina y progesterona ( relajan la musculatura lisa que forma los vasos).
. Traumático: por cirugía, contusión, esguince, fractura…
. Edema premenstrual: por cambios hormonales.
. Mixedema: por mal funcionamiento de la glándula tiroides.
. Insuficiencia cardíaca derecha.
. Problemas renales.
. Enfermedad del aparato digestivo, cirrosis hepática, malnutrición.

¿En qué consiste el drenaje linfático manual?
Mediante el drenaje linfático manual (DLM) con nuestras manos, ejerciendo una presión muy suave sobre la piel (menos de 40 mmHg) sumado a un movimiento rítmico y lento de impulsión o transporte, se estimula la contracción rítmica del linfangión, favoreciendo que la linfa avance hasta un 40% más rápido. Del mismo modo, al estimular directamente sobre los ganglios linfáticos, se reduce el enlentecimiento que sufre el flujo de la linfa a su paso a través de ellos. Se realizan tambiénmaniobras de reabsorción del exceso de líquido y proteinas.

Es preciso señalar que el DLM no es comparable a la presoterapia, ya que ésta solo drena líquido intersticial y no proteinas. En caso de edema linfático el DLM es fundamental e insustituible por otra técnica, y debe ir acompañado de ejercicios específicos que potencien y mantengan el efecto drenante, medidas de contención del edema (vendajes) e indicaciones para un escrupuloso cuidado de la piel.

 

Efectos del DLM
– Mejora la circulación de retorno.
– Regenera el sistema linfático.
– Consigue un efecto sedante y relajante al actuar sobre el sistema nervioso vegetativo.
– Inhibe los estímulos dolorosos.
– Regula el tono tanto de la fibra muscular lisa como de la estriada.
– Mejora el sistema defensivo inmunológico por la superproducción de linfocitos.
– Estimula la función renal.

 

En Clinica Zafrilla Servicios Médicos, nuestros fisioterapeutas y profesionales tratamos e indicamos como prevenir estas patologías y otras relacionadas.

INFORMATE EN CLÍNICA ZAFRILLA SERVICIOS MÉDICOS
PARQUE DE LA CONSTITUCIÓN Nº 5 B YECLA (MURCIA) 30510
TELF 968790891 / WHATSAPP 651820665
zafrism@teleyecla.com       www.clinicayecla.es


fisioterapia-respiratoria-2.jpg

junio 11, 2018 Salud

FISIOTERAPIA RESPIRATORIA: QUE ES Y EN QUE CONSISTE.

La fisioterapia respiratoria es una especialidad de la fisioterapia que se encarga del tratamiento, prevención y estabilización de las diferentes enfermedades del aparato respiratorio o cualquiera que interfiera en su correcto funcionamiento, con el fin de mantener o mejorar la función respiratoria.

La Fisioterapia Respiratoria

La fisioterapia respiratoria es una técnica que ayuda a prevenir las alteraciones del sistema toracopulmonar, según ha informado el Consejo General de Colegios de Fisioterapeutas de España (CGCFE) ante el aumento de la incidencia de patologías del sistema respiratorio, las cuales cursan con un aumento de secreciones, dificultad respiratoria, tos y problemas ventilatorios (bronquiolitis, hiperreactividad bronquial, broncoespasmos, asma, displasia broncopulmonar o neumonías).

En concreto, la fisioterapia respiratoria aplica un conjunto de técnicas cuyo objetivo es la prevención, tratamiento y estabilización de las alteraciones que afectan al sistema toracopulmonar, movilizando las secreciones de las vías respiratorias y mejorando la ventilación pulmonar. De hecho, mejora la calidad de vida de pacientes con patologías respiratorias que cursan con hipersecreción, así como en pacientes con riesgo de desarrollar complicaciones pulmonares.

Técnicas de la fisioterapia respiratoria

  1. las técnicas manuales, aquellas que se realizan con las manos del fisioterapeuta.
  2. las técnicas instrumentales o complementarias, el fisioterapeuta utiliza dispositivos o instrumentos para conseguir su objetivo.

El fisioterapeuta utiliza durante el tratamiento las diferentes técnicas en base a una evaluación completa del paciente y a unos objetivos de tratamiento concretos. Algunos de los criterios que influyen en la elección de una técnica u otra son: la edad del paciente, colaboración del mismo, indicaciones y contraindicaciones de las técnicas y la zona pulmonar afectada.

La duración de las sesiones depende de diversos factores, entre ellos, el estado del paciente. Su fisioterapeuta le asesorará en cada sesión sobre las dudas respecto al tratamiento.

Como última nota a esta publicación, la fisioterapia respiratoria debe ser realizada por un fisioterapeuta especializado con la suficiente formación como para conocer la fisiopatología respiratoria y las técnicas más adecuadas para cada situación y paciente.

En Zafrilla Servicios Médicos, nuestros fisioterapeutas y profesionales tratamos estas patologías y otras relacionadas como corregirlas y prevenirlas.

Póngase en contacto con nosotros y le informaremos  Telf 968790891 // whatsapp  651 820 665     zafrism@teleyecla.com

 

Parque de la Constitución Nº 5 bajo Yecla (Murcia)


Clinica Zafrilla Yecla

En Clínica Zafrilla Servicios Médicos nuestro objetivo ha sido y es utilizar todos nuestros conocimientos para conseguir el bienestar físico y mental de todos nuestros pacientes.

Clinica zafrilla. Todos los derechos reservados